Vicent Soler en “El Intercafé”: “Esta vez los fondos de reconstrucción europeos llegan sin los hombres de negro”

El conseller de Hacienda asegura que “con los 1.450 millones que nos llegarán del fondo no reembolsable, a través del Gobierno de España, cubriremos los servicios sociales, aunque pedimos para los fondos europeos que contemplen la intensidad de la crisis por la peculiar estructura económica de cada territorio, tal y como sucede en otros países de la UE

Asimismo, Soler considera que “la elaboración de los Presupuestos de la Generalitat para 2021 será muy compleja, porque el escenario es muy cambiante, y volveremos a incluir los 1.300 millones, porque seguimos infrafinanciados”

Además, se muestra optimista de cara a la reforma de la financiación, para finales de año o principios del próximo, “por la buena sintonía que tenemos con la ministra Montero”

Valencia, 29 de julio de 2020

El conseller de Hacienda y Modelo Económico, Vicent Soler, ha señalado en Intereconomía Valencia que “en la Comunitat Valenciana tenemos una estructura productiva que depende mucho de los mercados internacionales, como son las exportaciones y el turismo, por lo que estamos gravemente afectados por la situación actual”.

De hecho, ante las directrices que marcará Bruselas para aplicar el Plan de Reconstrucción frente al Covid, Soler ha señalado que “esta vez los fondos de reconstrucción europeos llegan sin los hombres de negro, y engloban dos objetivos estratégicos como son la digitalización y el desarrollo sostenible, aunque pedimos que los fondos europeos contemplen la intensidad de la crisis por la peculiar estructura económica de cada territorio, tal y como sucede en otros países comunitarios”.

Asimismo, el conseller de Hacienda afirma que “en este momento no tiene que existir el partidismo sino el consenso. De hecho, la figura de Merkel ha sido clave para aprobar estos fondos de recuperación económica ante los países frugales, ya que deben entender que la Unión Europea la formamos todos, incluso los países con problemas estructurales”.

Presupuestos complejos para 2021

Por otra parte, sobre la elaboración de los presupuestos de la Generalitat para 2021, Vicent Soler asegura que “las cuentas aprobadas en les Corts en diciembre no sirven en el contexto actual, porque el escenario es muy cambiante. Y por ello hemos realizado modificaciones presupuestarias para afrontar esta situación de emergencia, tanto con las cuentas establecidas cómo con las ayudas que nos están llegando”.

Por ello, el titular de Hacienda y Modelo Económico de la Generalitat tiene claro que “debemos hacer frente a la realidad para no maltratar a 5 millones de personas que viven en la Comunitat”.

Y por ese motivo, Soler apunta que “volveremos a incluir los 1.300 millones de euros de déficit presupuestario en las cuentas de 2021, ya que estamos por debajo de la media española y hay que reclamarlo al Gobierno, porque de lo contrario no jugamos en las mismas condiciones”.

A este respecto, Vicent Soler ha recalcado que “se puede abordar el replanteamiento de la financiación autonómica, porque será lo mejor para España, ya que en el eje mediterráneo estamos infrafinanciados y tenemos una gran masa de población que debe tener garantizados sus derechos en los servicios establecidos, tal y como recoge la Constitución”.

Asimismo, el conseller de Hacienda se ha referido al pulmón financiero que tiene la Comunitat para soportar el gasto sanitario frente a la pandemia, asegurando que “con los 1.450 millones que nos llegarán del fondo no reembolsable procedentes del Gobierno de España, hemos previsto que podremos hacer frente a todos los servicios sociales”.

Por otro lado, sobre el papel de la sanidad pública y si la Generalitat se plantea realmente nuevas reversiones sanitarias en la Comunitat, Vicent Soler ha destacado que “la Sanidad Pública ha funcionado con creces, ya que es un derecho individual fundamental, y puede ser complementado con otras formas, pero deben existir incentivos para los trabajadores en este ámbito. Y en lo que respecta a las posibles reversiones de concesiones sanitarias, si se hacen deberá ser a la finalización de los contratos, porque de lo contrario supondría más gasto”.

Y en referencia sobre la colaboración público-privada, el conseller de Hacienda ha señalado que “estoy a favor de éste modelo, pero en el caso de la Sanidad debe imperar el modelo público. Aunque la cuestión fundamental es cómo se pueden gestionar de manera más eficaz los impuestos de los ciudadanos”