Mompó denuncia que la Generalitat niegue a los docentes pruebas PCR mientras la Diputación las autoriza para su personal educativo

  • El presidente de la corporación provincial, Toni Gaspar, ha anunciado hoy en la Junta de Portavoces que sí les harán pruebas a los docentes
  • Vicente Mompó manda un mensaje de «ánimo a los vecinos de Benigànim» y lamenta los «fallos en la gestión» en esta segunda oleada del Covid-19
  • Pedirá a la Generalitat que responda con las ayudas necesarias en el municipio y que no se perpetúe el abandono de los entes locales
  • Ha exigido que «la coordinación, la información y la prevención se conviertan en cuestiones irrenunciables para evitar nuevos sobresaltos en nuestros pueblos»

Valencia, 1 de septiembre de 2020

El presidente provincial del PP de Valencia, Vicente Mompó, ha denunciado la descoordinación existente entre los dirigentes de la Generalitat y la Diputación a la hora de realizar pruebas PCR para el personal docente como medida de control de la extensión de la pandemia de coronavirus. Mompó ha desvelado que el presidente de la Diputación, Toni Gaspar, ha explicado durante la Junta de Portavoces celebrada hoy que «sí se van a realizar estas pruebas al personal educativo de la corporación provincial».

Gaspar se sitúa así en el extremo opuesto al del presidente de la Generalitat, Ximo Puig, y la consellera de Sanidad, Ana Barceló, quienes han insistido hoy en negar la realización de esas pruebas al personal docente dependiente de la administración autonómica.

«Todo esto demuestra los vaivenes en la gestión de los socialistas y sus socios de Compromís y Podemos», ha lamentado.

Mompó ha explicado que la Diputación practicará las pruebas a los profesores de los Centros de Formación de Personas Adultas. La corporación provincial tiene además otros centros educativos bajo su tutela.

Es el caso del Centro Educativo de Integración Preferente Instituto Valenciano de Audiofonología (Valencia); la Escuela de Capataces Agrícolas (Catarroja); la Escuela de Viticultura y Enología (Requena); o el Centro de Formación Profesional Adaptada Nuestra Señora de la Misericordia (Valencia).

Un nuevo confinamiento

Mompó, igualmente, ha mandado un mensaje de «ánimo a los vecinos de Benigànim» que han visto como hoy han vuelto a ser confinados durante dos semanas en sus casas por la extensión del coronavirus en esta segunda oleada de casos.

Ha denunciado los «fallos en la gestión» del Gobierno de España y de la Generalitat que una vez superada la primera oleada de casos «no parecen haber mejorado la eficacia ni haber aprendido de la experiencia previa».

Para el también portavoz del Grupo Popular en la Diputación de Valencia resulta «prioritario garantizar la salud de los vecinos y por ello ha pedido responsabilidad para que el brote extendido por la localidad no vaya a más en los próximos días».

«Vamos a pedir a la Generalitat y a la Diputación que ayude en todo aquello que haga falta a los vecinos para que no se repitan las situaciones de abandono que padecimos los ayuntamientos durante la primera fase del coronavirus sufrida en el pasado mes de marzo», ha explicado.

Vicente Mompó considera que han sido los consistorios los que han tenido que hacer frente a «las consecuencias socioeconómicas y sanitarias derivadas de esta pandemia y sin ayudas de las administraciones de ámbito superior».

Ante la evidencia de que el confinamiento de la población en Benigànim supone un «cuestionamiento de la gestión que se realiza desde el Ministerio y la Conselleria de Sanidad», Mompó ha pedido que «la coordinación, la información y la prevención se conviertan en cuestiones irrenunciables para evitar nuevos sobresaltos en nuestros pueblos».

Y es que hace apenas una semana desde el Grupo Popular de Benigànim ya se avisaba de la tardanza en obtener los resultados de las PCR practicadas a los vecinos y estos retrasos, ha finalizado Mompó, «pueden acabar contribuyendo a que se pierda tiempo para frenar la extensión del virus y perder la trazabilidad en el origen de los contagios», como finalmente ha sucedido.