La hostelería valenciana denuncia las nuevas medidas restrictivas como un cierre del sector encubierto y sin ayudas

CONHOSTUR solicita de forma urgente una reunión con el presidente de la Generalitat Valenciana para trasladar la situación en la que se deja a las empresas

Valencia, 6 de noviembre de 2020

En relación con las nuevas medidas restrictivas publicadas esta mañana y que afectan a la actividad de los establecimientos de hostelería, desde la Confederación Empresarial de Hostelería y Turismo de la Comunidad Valenciana (CONHOSTUR) queremos realizar la siguiente valoración:

Estas medidas que suponen una limitación de la actividad de la hostelería a un 30% del aforo interior y un 50% de la terraza hacen inviable el funcionamiento de la actividad de los establecimientos y arrastran a una situación insostenible para las empresas.

Una vez más, nos enteramos de las medidas a las puertas de un fin de semana, con la actividad de plantillas organizada y compras y reservas realizadas. En este sentido, queremos denunciar nuevamente la falta de diálogo de la Administración con el sector empresarial, al que plantea unas medidas tan restrictivas sin consultar ni avisar a las patronales del sector.

Además, la situación en la que quedan las empresas hace inviable poder optar a ningún tipo de ayudas ni a los ERTES por impedimento, por lo que en realidad es un cierre encubierto dejando a los empresarios a la deriva sin ningún tipo de compensación.

Desde CONHOSTUR reiteramos una vez más el mensaje que llevamos repitiendo semanas. Los datos de la hostelería no avalan estas decisiones. El sector representa el 3.5% de los contagios según los datos del propio Ministerio de Sanidad. Además, es necesario que exista un PLAN DE RESCATE al sector con ayudas directas como están haciendo otros países europeos como Alemania y Francia, donde se han cerrado las empresas, pero se les ha compensado de forma directa a través de ayudas para conseguir mantener vivo el tejido empresarial y los contratos de los trabajadores.

En el caso de la Comunidad Valenciana las empresas van a tener que seguir soportando los mismos costes de la actividad empresarial. Hay que tener en cuenta que hay establecimientos que no disponen de terraza, otros que tienen el espacio interior muy pequeño y este aforo les hace imposible trabajar. Respecto a los salones de banquetes se limita aún más el aforo dejándolo en 15 personas en interior y 25 al aire libre, lo que imposibilita su actividad.

Esta limitación que está prevista para un mes deja a la hostelería en una situación total de abandono y pone en peligro miles de puestos de trabajo en la Comunidad Valenciana. Reclamamos una reunión urgente con el presidente de la Generalitat Valenciana que permita abordar la situación del sector.