José Mª Toro en El Intercafé: “El 77% de las residencias no tienen ningún caso de Covid y se considera que estamos fracasando”

Valencia, 16 de noviembre de 2020- Xavi Cuenca

El presidente de AERTE (Asociación Empresarial de Residencias y Servicios a Personas Dependientes de la Comunidad Valenciana), José Mª Toro, ha manifestado en Intereconomía Valencia que las residencias en la Cominitat cuentan con unas datos similares a los de los colegios y, en cambio, a los centros educativos sí se les reconoce su trabajo.

“A pesar de lo escandaloso de los números, es una situación excepcional que haya grandes contagios. Los mayores casos han sido en Llíria y Elda donde la situación está mal en general y le echan la culpa a la residencia. Nosotros siempre explicamos que cuando hay más casos fuera hay más dentro”, declara Toro.

En este sentido, el presidente de AERTE afirma: “Mañana tenemos una reunión con la Conselleria y le pediremos que se hagan más pruebas a los profesionales y un aumento del personal. Hay que seguir insistiendo en el esfuerzo y en que la prioridad tienen que ser las personas mayores que son las que más han sufrido el virus”.

Con respecto a la petición para que se hagan más PCR, José Mª Toro remarca que el carácter de vulnerabilidad da prioridad a los residentes y a los trabajadores de las residencias para hacerse las pruebas. Además, con los nuevos brotes se ha derivado pacientes a los hospitales y asegura que hace falta más personal en la sanidad en general, por tanto hay que hacer un esfuerzo para ampliar el personal en esa rama.

En referencia a la colaboración público-privada en materia de residencias y la reticencia de Oltra a incentivarla, el presidente de AERTE señala: “Es por ideología, puede tener un prejuicio pero tiene que contrastarlo con la realidad, hay que reflexionar sobre si el trabajo de las residencias públicas son los mejores. Los fondos europeos plantean la colaboración porque es fundamental para el sector. El 75% de los servicios sociales son privados casi desde el principio y no hay que escandalizarse”.