El PP pedirá en sus reclamaciones al presupuesto que se revierta el incremento de cerca del 30 % del IAE a los hoteles

  • Será una de las reclamaciones del PP junto a la reversión del resto de impuestos y tasas municipales que subió este año el Gobierno de Ribó y PSOE
  • El sablazo fiscal de Ribó supone recaudar 3 millones de euros más por el  IAE en 2020, parte de este aumento lo pagarán hoteles y negocios que están cerrados por la crisis del COVID 19
  • Algunos hoteles han llegado a pagar por el incremento del IAE hasta 40.000 euros más que en el año 2019

Valencia, 2 de diciembre de 2020

Los hoteles necesitan apoyo del Ayuntamiento ya para evitar su cierre definitivo y la destrucción de empleo que ello conlleva, ha explicado hoy la portavoz del Grupo Municipal Popular, María José Catalá.

Por ello, el Grupo Municipal Popular, entre sus reclamaciones al presupuesto que se apruebe el próximo 23 de diciembre, incluirá una petición de reversión de la subida de impuestos y tasas aprobadas por el Gobierno de Ribó y PSOE, que afecta directamente a comercios, hosteleros, hoteles, pymes y autónomos con subidas de entre un 3 y un 13 % del IBI, la tasa de alcantarillado hasta un 103%  o el IAE con aumentos cercanos al 30%.

La mayoría de hoteles en Valencia permanecen cerrados desde el pasado mes de marzo,  pero este mes pasado les llegó a muchos de ellos el pago del IAE con subidas de hasta un 30%, alguno de estos establecimientos han pagado de IAE 40.000 euros más que el año pasado. Este IAE se ha calculado sobre sus ingresos en 2018, cuando ahora no tienen apenas ingresos. Además, estos mismos hoteles han sufrido la subida del IBI de entre un 3% y un 13 % este año.

Catalá también ha anunciado que se presentará una moción en la que se pedirá medidas de apoyo a este sector para compensar el sablazo fiscal de Ribó y PSOE de este año por la subida del IAE y el IBI que han tenido que pagar cundo la mayoría de hoteles están cerrados. 

El PP  está preparando alegaciones al presupuesto de 2021 para que se dote de un mínimo de 25,8 millones de euros de ayudas directas a comerciantes, pymes, autónomos, hosteleros y ocio. Al mismo tiempo que se rebaje la presión fiscal al sector económico que sumarían más de 58, 3 millones de apoyo a la actividad económica entre impacto fiscal + ayudas directas.

El gobierno del PSPV y Compromís ha destinado, en 2020 con motivo de la pandemia, 17 M€ a ayudas económicas –incluyen la suspensión de la tasa de Mesas y Sillas-  para hacer frente a la situación provocada por la pandemia. Un importe que ha dejado fuera a muchos autónomos y pequeñas empresas… Nosotros triplicaríamos esa cantidad.

Catalá ha pedido que “más que nunca debemos bajar la presión fiscal en Valencia. Revertir la subida de impuestos y tasas aprobada por el gobierno municipal porque no tiene ningún sentido aplicar “un impuestazo”, generalizado, en plena pandemia. (30 M€). Suspender el pago de la Tasa de Mesas y Sillas en 2021. (2,5 M€).  Nueva medida fiscal: Bonificación de hasta el  50% en el IBI para inmuebles destinados a las actividades más castigadas por la pandemia –comercio, ocio, hostelería, deportivo y espectáculos- que hayan tenido pérdidas durante el presente año. Supondría un ahorro de entre 5 y 10 M€ para cerca 20.000 contribuyentes. 

También proponemos aplicar bonificaciones en el IBI y en el IAE para aquellas empresas que decidan instalarse en Valencia y estudiar el retraso del cobro del IBI hasta finales de año  a aquellos sujetos pasivos destinados a la actividad económica que acrediten haber tenido un resultado negativo en 2020 y siempre que se garantice el mantenimiento de empleo.