Catalá pide que el Ayuntamiento intervenga la EMT y advierte que “la falta de diligencia en su gestión roza la administración desleal”

  • Catalá afirma que la situación de la EMT “es insostenible y requiere una intervención inmediata del Ayuntamiento de las cuentas y gestión”
  • Recrimina a Ribó que “no monte el pollo a Sánchez y Puig por no dar a Valencia ni un solo euro del fondo extraordinario y por no permitir a los Ayuntamientos disponer del 100% de sus remanentes y ahorros”. Cuando Ribó estaba en la oposición, recuerda,  “pedía montar pollos al gobierno central y a la Generalitat, ahora que gobierna calla, es un alcalde ineficiente para Valencia”.
  • Destaca que “mientras el Ayuntamiento no intervenga la EMT, el Grupo Popular no respaldará ninguna operación de endeudamiento, porque pensamos que con la gestión poco diligente de la sociedad pública se está rozando la administración desleal”.
  • Reclama un plan de viabilidad urgente y que se garantice el mantenimiento del empleo en la sociedad pública.
  • Señala que la situación crítica de la EMT no es puntual, “es una situación estructural de quiebra de la sociedad, porque con la pandemia los ingresos han bajado 4,6M€, mientras que el préstamo que se pide es de 27,2M€, con una bajada de ingresos en 2019 del 10%, pese a que el Ayuntamiento ha aumentado su aportación en 20M€”.
  • Afirma que “dejar en la manos de Grezzi y su equipo de dirección la gestión del préstamo de 27 millones, a quienes les han estafado 4M€ sin que asuman ninguna responsabilidad, es una irresponsabilidad”

Valencia, 24 de julio de 2020

La portavoz del Grupo Popular, María José Catalá, ha manifestado en el Pleno que los ediles populares votan en contra del aval de un préstamo de 27.2 millones de euros para la EMT, “porque pensamos que es una operación cortoplacista, que no resuelve el problema estructural económico de la empresa, y porque nos intranquiliza que la gestión del préstamo la dirija Grezzi y su equipo directivo, a quienes les han estafado 4 millones sin que se haya dirimido ninguna responsabilidad y sin que hayan dado alguna explicación”.

Catalá ha afirmado que la operación financiera “es cortoplacista, para pasar el verano, como mucho para llegar hasta final de año, y auguramos que tendremos más operaciones de endeudamiento porque la EMT no se sostiene, lo que debería hacer el Ayuntamiento es intervenir las cuentas y la gestión de la empresa”.

Asimismo, ha explicado en su intervención en el Pleno que la situación crítica de la EMT no es puntual, “es una situación estructural de quiebra de la sociedad, porque con la pandemia los ingresos han bajado 4,6M€ y el prestamos que se pide es de 27,2M€, con una bajada de ingresos en 2019 del 10%, pese a que el Ayuntamiento ha aumentado su aportación en 20M€”. ( de 58Me en 2015, a 78 millones en 2020 )

Ha recordado que Valencia no ha recibido ni un solo euro de los 40 millones del fondo extraordinario que el Estado ha dado a la Generalitat para ayudas al transporte público. Al respecto, ha declarado que “Ribó es ineficiente para la ciudad de Valencia al no exigir a Sánchez.

La portavoz popular ha recriminado a Ribó que “no monte el pollo a Sánchez y Puig por no dar a Valencia ni un solo euro del fondo extraordinario y por no permitir a los Ayuntamientos disponer del 100% de sus remanentes y ahorros”. Cuando Ribó estaba en la oposición, ha recordado,  pedía montar pollos al gobierno central y a la Generalitat, ahora que gobierna calla, es un alcalde ineficiente para Valencia”.

María José Catalá, ha explicado que “el PP defiende que el Ayuntamiento intervenga la EMT y que bajo ningún concepto el concejal Giuseppe Grezzi sea el encargado de gestionar el préstamo de más de 27 millones de euros que se va a contratar”.

Además, “mientras pedimos el préstamo se van a gastar 14 millones en cambiar todas las marquesinas, un gasto innecesario en este momento”, ha concluido.