El PPCV pide al Consell el pago “inmediato” de los 2.500 millones que debe a proveedores, empresas y ayuntamientos de la Comunitat

 El PPCV pide al Consell el pago “inmediato” de los 2.500 millones que debe a proveedores, empresas y ayuntamientos de la Comunitat
·Solicita que se debata con urgencia “la morosidad de la Generalitat y los incumplimientos de Sánchez”

· “Con el cierre de 2019 se ha puesto al descubierto cómo la Generalitat ahoga a las empresas con impagos”, afirma Ibáñez

·“Hay una falta de solidaridad por parte del Gobierno de Sánchez hacia la Comunitat, por eso desde el PPCV pedimos un fondo de emergencia no reembolsable de 1.500 millones para pagar esta crisis del Covid-19 y reactivar la economía”

Valencia, 3 de mayo de 2020

El Grupo Parlamentario Popular ha registrado una iniciativa de carácter urgente en Les Corts para que el Consell proceda al pago “inmediato” a sus proveedores, empresas y ayuntamientos de la Comunitat Valenciana. El portavoz de Economía del GPP, Rubén Ibáñez ha explicado la necesidad de que esta iniciativa se debata cuanto antes”. “Hay una situación de especial complejidad para las empresas a las que la Generalitat no paga y por eso urge hablar de la morosidad de la Generalitat y de los incumplimientos de Sánchez”, ha señalado.

Ibáñez ha indicado que la crisis derivada por el Covid-19, unido a la congelación de la actividad económica por decreto del gobierno de España, “está provocando unas gravísimas consecuencias en el plano económico y social”. “A la imposibilidad de muchas empresas de abrir la persiana en estos meses se suman las deudas que mantiene que la Generalitat, cuya morosidad condiciona de forma considerable la viabilidad de sus afectados y de forma especial a las pymes, autónomos y micropymes”, ha señalado.

Así, el diputado ha explicado que “con el cierre de 2019 se ha puesto al descubierto cómo la Generalitat ahoga a las empresas, proveedores y ayuntamientos con impagos que alcanzaron los 2.500 millones de euros, según datos de la intervención de la Generalitat. Si además sumamos los otros 1.500 millones de euros que a 31 de marzo el Consell tenía en facturas en los cajones pendientes de pago la cifra asciende a 4.000 millones euros”.

“La situación es más que compleja, pero es que además el conseller de Economía reconocía recientemente que se adeudaban de sus convocatorias para Pymes 220 millones de 2019, una cifra que representa, solo en esa Conselleria, casi el 10% de la deuda total y que supone más que todas las ayudas para pymes anunciadas hasta la fecha por el President Puig para ayudar a las pymes a la hora de salir de esta crisis en la que estamos inmersos”, ha explicado Ibáñez.

Ibáñez ha criticado la “falta de solidaridad” del Gobierno de Sánchez hacia la Comunitat Valenciana. “La crisis ha cogido al Consell con una factura interminable que pagar y la vuelve a cargar a empresas y autónomos, pero es que además el Gobierno de Sánchez no cumple con los valencianos”, ha insistido. Por ello, el portavoz de Economía ha destacado la propuesta del PPCV de pedir un fondo de emergencia no reembolsable de 1.500 millones de euros “para pagar esta crisis del Covid-19 y para reactivar la economía”.

Por último, la iniciativa recoge que además de solicitar el pago inmediato de la deuda de la Generalitat con los proveedores, empresas y ayuntamientos se garanticen los pagos del ejercicio 2020 “dentro de los límites establecidos legalmente para pago a proveedores, sin que su demora pueda justificarse en estos momentos de crisis, debido a la importante liquidez que nuestros actores económicos necesitan”. Así, se pide que en el caso de que las empresas tengan que cerrar por no cobrar se proceda a abrir expediente de responsabilidad patrimonial, emitiendo de oficio una resolución indemnizatoria.

Artículos relacionados