Catalá pide a Ribó que aplique la receta de Madrid y baje impuestos como vacuna para la crisis económica

 Catalá pide a Ribó que aplique la receta de Madrid y baje impuestos como vacuna para la crisis económica
  • Propone bajar el IBI a todos los vecinos un 3% y bonificaciones del 50% en el IBI a IAE para los negocios que han sufrido pérdidas este año
  • Propone aumentar en más de 1 millón de euros las partidas para fomentar el empleo ante la crecida del paro
  • Exige a Ribó que congele la subida de sueldos de concejales y asesores: “Todas las instituciones están aplicando está congelación y Compromís y PSPV se están quedando solos en su deseo de subirse el sueldo”
  • En cuanto a reclamaciones sociales pide aumentar el presupuesto para servicios como TeleAsistencia y Servici a Domicili y crear una partida para específica de ayudas para el Banco de Alimentos

Valencia, 14 de diciembre de 2020

La portavoz del Grupo Municipal Popular, María José Catalá, ha presentado hoy las reclamaciones del PP al presupuesto municipal del Ayuntamiento de Valencia con el objetivo de “dar un respiro a las miles de familias de la ciudad que están sufriendo la crisis económica provocada por el Covid-19”.

“Ribó y el PSPV no pueden estar impasibles ante centenares de negocios que han bajado las persianas y ante las dificultas económicas que están sufriendo miles de valencianos”, hamanifestado.

Para ello, el PP ha presentado más de medio centenar de reclamaciones centradas en la “recuperación económica y social”. “Exigimos a Ribó que aplique la receta de Madrid y baje los impuestos como vacuna para la crisis económica. Su presupuesto consolida un sablazo fiscal de 30 millones de euros que afecta a todos los valencianos y que es un obstáculo al mantenimiento y creación de empleo”, ha señalado Catalá.

Para ello, el PP propone bajar el IBI un 3% a todos los vecinos de Valencia y una bonificación del 60 y 90% para familias numerosas.

En cuanto a la actividad económica, propone una doble vía para salvar a comercios y autónomos de la subida del 13% del IBI que se consolida en 2021. Para ello, por una parte propone bajar el tipo de gravamen y modificar el valor catastral que afecta a comercios y oficinas para que no tengan que pagar tanto en el recibo de la contribución.

Asimismo, se plantean bonificaciones del 50% en el IBI para aquellos inmuebles destinados a la actividad económica – comercios, ocio, hostelería, oficinas, deportivo y espectáculos, que hayan sufrido pérdidas durante este año. Una medida que  supondría un ahorro de entre 5 y 10 M€ para cerca 20.000 contribuyentes. 

Para el IAE se plantean bonificaciones del 50% para los negocios que han sufrido pérdidas y una bonificación el 95% para las nuevas empresas que decidan instalarse en Valencia durante los dos primeros años sujetos a tributación.

Se pide revertir la subida del 103% la tasa del alcantarillado para todos los vecinos de Valencia y se contemplan bonificaciones de al menos el 50% para la actividad económica.

Además, se pide eliminar la tasa de mesas y sillas para todo el ejercicio 2021 como una ayuda necesaria al sector de la hostelería.

Por otra parte, con 64.564 personas en paro, un 22,45% más que hace un año en la ciudad, el empleo es un eje fundamental. Catalá ha recordado que en este presupuesto municipal hay 4,5m€ menos destinados a políticas para fomentar el empleo por la caída de ayuda de la Generalitat y partidas municipales que han sufrido importantes recortes.

Ante ello, se presentan 5 reclamaciones para aumentar en un millón de euros, pasado de 1,9 a 2,9M€ las partidas para fomentar el empleo, siendo una de esas reclamaciones aumentar en 500.000 la partida de ayudar a los jóvenes a acceder a su primer empleo, dado que se ha reducido en 145.717€, cuando el desempleo juvenil se ha disparado un 68,45% en el último año.

Ante la complicada situación que está viviendo la ciudad, Catalá ha exigido a Ribó que congele la subida de sueldos de concejales y asesores: “Todas las instituciones están aplicando está congelación y Compromís y PSPV se están quedando solos en su deseo de subirse el sueldo. Es incomprensible”

Además, en las partidas sociales se pide aumentar el presupuesto para servicios como TeleAsistencia y Servici a Domicili y crear una partida para específica de ayudas para el Banco de Alimentos. “No se entiende que Ribó y el PSPV den 50.000€ a entidades catalanistas y destinen 0 euros al Banco de Alimentos que da de comer a miles de personas.

Desde el Grupo Municipal Popular han exigido que se eliminen las ayudas a dedo a estas entidades catalanistas y en su escrito recuerdan el informe de Antifraudeeque considera su concesión directa irregular.

Artículos relacionados

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos y para fines de afiliación y para mostrarte publicidad relacionada con tus preferencias en base a un perfil elaborado a partir de tus hábitos de navegación. Al hacer clic en el botón Aceptar, aceptas el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Más información
Privacidad